Historia del Atletismo los Juegos Olímpicos México 68 - Parte II

Actualizado: may 9

Por: Ing. Javier Gutiérrez


Preámbulo

Continuamos con la segunda parte de esta serie de “Historia del Atletismo los Juegos Olímpicos México 68”, en la primera parte, englobé el contexto en el que los Juegos Olímpicos del 68 tuvieron lugar, y resalté el marco social y político mundial que sin duda alguna influenció, en las siguientes ediciones veremos la importancia de este contexto para entender mejor lo ocurrido durante la premiación de los 200 metros planos de los estadounidenses Tommie Smith y John Carlos.

Ahora toca el turno de “La organización”, veremos cómo México se preparó para llevar a cabo exitosamente las competencias de atletismo, y también cómo la incipiente tecnología aplicada a la manera de cronometrar un evento deportivo o el uso por primera vez de las pistas de tartán, marcó un antes y un después, para traernos la manera actual en la que vivimos una competencia de atletismo.


Si quieres ver la primer parte selecciona AQUÍ.


Parte II La organización

Empezaré esta segunda parte con unos datos interesantes, para 1963 el Comité Olímpico Internacional (COI), contaba con 128 países miembros, de los cuales 113 participaron en la olimpiada, convocando en conjunto a seis mil atletas y un número mayor de oficiales, jueces, árbitros, periodistas, fotógrafos y personal de televisión, en los 18 deportes oficiales y 2 deportes de exhibición, se establecieron treinta nuevas marcas mundiales y setenta y seis olímpicas de las cuales cuatro récords olímpicos y tres mundiales pertenecen a hazañas en el atletismo. Sin duda ver la cantidad de nuevas marcas establecidas habla del rotundo éxito de estas olimpiadas y de la complejidad de su organización.

El Comité Olímpico Organizador (COO)

El COO, tuvo como tarea principal el inventario de las instalaciones deportivas utilizables y de las que faltarían por construir, así como los servicios técnicos de cronometraje, centros de prensa, organizar el control técnico deportivo de los eventos y de los programas de competencia y de entrenamiento, adquirió la utilería técnica señalada por los organismos deportivos internacionales; atendió el recorrido del Fuego Olímpico desde Olimpia, Grecia, al Estadio 68 (nombre oficial del Estadio Olímpico Universitario) de la Ciudad de México, organizó las Villas Olímpicas, programó las ceremonias de inauguración y de clausura; elaboró y distribuyó los libros de participantes y de resultados deportivos; cuidó de la vialidad y los transportes, alojamientos, los boletos y prepararía la Memoria y la Película oficiales.


Centro de Comunicaciones México 68, hoy Colegio de Ingenieros Civiles de México AC

(Imagen del Comité Organizador de los Juegos de la XIX Olimpiada)

Estadio 68

El atletismo tuvo lugar en el Estadio Olímpico Universitario, ubicado en el extremo sur de la ciudad fue inaugurado en 1953 y se encuentra a 4 km de la Villa Olímpica, se le hicieron extensas modificaciones para los Juegos Olímpicos.

Estas modificaciones incluyeron: el reacondicionado del palco presidencial, el ampliado del palomar, construcción del enorme tablero electrónico y del pebetero olímpico, cuatro torres extras de reflectores, además se aumentó la capacidad para espectadores de 70,000 a 83,700 y el estacionamiento de 3,300 vehículos a 10,800, una nueva pista de tartán, se reacondicionó el campo y se instaló un nuevo drenaje.

Estadio Olímpico Universitario durante los trabajos de remodelación.

(Imágenes del Comité Organizador de los Juegos de la XIX Olimpiada)


La pista de Tartán, fue una innovación muy reciente que protagonizó México 68 y que nos trajo por primera vez una pista inmune al clima y al paso de los atletas, antes de esta tecnología las pistas eran de arcilla, marcando la separación de carriles, líneas de llegada y de salida, así como las zonas de transición de los relevos con cal o tiza, un material que debía ser colocado una y otra vez cuidadosamente sobre el suelo arenoso procurando mantener los trazos de manera poco eficiente.


Ahora el nuevo material hacia inmune a uno de los escenarios más importantes de nuestro país y donde los mexicanos y el mundo serían testigos de grandes proezas deportivas, mismas que han moldeado el atletismo hasta nuestros días.


El equipamiento


Todos los detalles a cargo del COO, fueron supervisados por el área de “Técnica Deportiva” y el equipamiento cumplió con las especificaciones que la Federación Internacional de Atletismo Amateur (hoy en día la World Athletics) marcaba, con la mejor calidad en materiales, proveedores tanto nacionales como internacionales intervinieron para tal efecto.

Marcador electrónico del Estadio Olímpico Universitario y parte de la utilería de atletismo.

(Imágenes del Comité Organizador de los Juegos de la XIX Olimpiada)


“Casi todo el equipo para la organización técnica de las competencias, desde el gigantesco marcador electrónico hasta los soportes para la utilería deportiva, fue especialmente diseñado para los Juegos de la XIX Olimpiada. El logotipo MÉXICO 68 símbolo gráfico de los Juegos aparecía tanto en los marcadores de distancias como en los bancos plegadizos de los competidores.” (Memoria Oficial de los Juegos de la XIX Olimpiada México 68 (1969), Volumen 2 La Organización Cap. 6 Técnica Deportiva pág. 11)

Utilería empleada para las pruebas de campo de atletismo Estadio Olímpico Universitario.

(Imágenes del Comité Organizador de los Juegos de la XIX Olimpiada)

“Bajo la égida de las Federaciones Deportivas Nacionales y del Comité Organizador, fueron sujetos a un intenso entrenamiento más de quinientos jueces, oficiales y técnicos mexicanos. Además de este entrenamiento, el personal olímpico adquirió enorme experiencia al participar en múltiples competencias deportivas, tanto nacionales como internacionales...” (Memoria Oficial de los Juegos de la XIX Olimpiada México 68 (1969), Volumen 2 La Organización Cap. 6 Técnica Deportiva pág. 12)

Oficiales Técnicos y jueces, durante los preparativos para los Juegos Olímpicos.

(Imágenes del Comité Organizador de los Juegos de la XIX Olimpiada)

“Una amplia utilería técnica se empleó para las competencias de atletismo en el Estadio Olímpico, entre ellas un anemómetro (que mide la velocidad del viento) y un marcador que registra cada resultado del salto triple…” (Memoria Oficial de los Juegos de la XIX Olimpiada México 68 (1969), Volumen 2 La Organización Cap. 6 Técnica Deportiva pág. 15)

A la izquierda la pistola usada en las pruebas de pista, a la derecha un anemómetro que medía la velocidad del viento.

(Imágenes del Comité Organizador de los Juegos de la XIX Olimpiada)


Sin duda alguna, tal preparación avizoraba en el horizonte que el compromiso adquirido sería afrontado con preparación, desde luego, México tenía que acallar las voces de duda que tenían los países extranjeros del éxito o fracaso de los Juegos de la XIX Olimpiada México 68, sobre todo por las dudas mal infundadas de que la altura de la ciudad de México provocaría que los atletas simplemente cayeran como moscas, dudas que fueron aplastante-mente refutadas si consideramos la cantidad de récords impuestos.


Para continuar con la tercer parte selecciona AQUI

169 vistas

© 2020 por RunTimeMX.  Para Preguntas /  Contáctanos en runtimemx@gmail.com

  • Instagram - Círculo Blanco
  • Facebook - círculo blanco
  • LinkedIn - círculo blanco